Desde el 1° de julio los encuentros afectivos solo se podrán realizar los fines de semana

La medida se toma ante el aumento de los casos. Las reuniones familiares se podrán realizar solo los días sábados y domingos. El ministerio reiteró que estos encuentros no podrán superar las diez personas.

Lo confirmó la Ministra de Salud, Sonia Martorano, tras la evaluación que realizó el gobernador Omar Perotti junto a intendentes y funcionarios de la provincia para evaluar la situación epidemiológica de la pandemia de coronavirus en el territorio. En el encuentro se analizaron el aumento de los contagios, el comportamiento ciudadano y de los diferentes actores de la economía.

“Se tomó la decisión que a partir del 1° de julio los encuentros se restringirán a los fines de semana”, ratificó Martorano en torno a una posibilidad que el gobierno deslizaba desde la semana pasada.

Los encuentros continúan dentro del fin de semana, sábado y domingo. Pedimos que se cumplan las normativas y que no seán más de diez personas y que cumplan la distancia social”, agregó la ministra al mismo tiempo que recordó que los cuidados se deben extremar en el caso de los adultos mayores y llamó a utilizar el barbijo en caso de mantener contacto con personas mayores de 65 años.

La medida llega en un contexto de aceleramiento de los contagios de coronavirus en el territorio provincial en donde en menos de 15 días se registraron 132 casos y el sur provincial es el principal foco de los nuevos casos. Ya son tres las localidades que en este tiempo regresaron a Fase 1, , otras volvieron a Fase 3 y algunas ya restringieron las reuniones familiares.

“Si continuamos con estos cuidados, el lavado de manos, la distancia, el uso de barbijo y el respeto del espacio público vamos a poder seguir sosteniendo todas las actividadesa con las que hoy contamos”, manifestó la funcionaria.

Por el momento, la provincia continúa sin transmisión comunitaria del virus -hasta ahora las autoridades lograron determinar las cadenas de contagios de los casos detectados-, pero se sabe que es una situación volátil, especialmente ante la multiplicación de casos en Entre Ríos y Córdoba, que se suman a las zonas con mayores niveles de transmisión como Chaco, Capital Federal y Gran Buenos Aires.

Martorano adelantó que julio y agosto serán meses “álgidos” en materia de contagios, por esto reiteró a los ciudadanos la necesidad de mantener las medidas básicas y llamó a no “relajarse”.

“Santa Fe ha tenido un comportamiento ejemplar, pedimos un fuerte compromiso social. Si lo sostenemos vamos a poder continuar con las actividades que tan bien han hecho a todos”, finalizó la titular de la cartera de salud.

Fuente: Aire de Santa Fe.